Cómo crear un kit de supervivencia tecnológico

 

Crear cualquier tipo de kit de supervivencia, ya sea simplemente una navaja suiza o una mochila de camping, es muy importante para estar correctamente preparado. Si se presenta una crisis, solo hay que agarrar el kit y listo.

Sin embargo, en este artículo nos centraremos en crear una pequeña mochila tecnológica que se puede meter dentro de su mochila “oficial” de supervivencia. Idealmente, el kit está compuesto de una gama de artículos que se pueden usar en muchos escenarios diferentes.

Aunque estaremos hablando de dispositivos y herramientas que se pueden llevar encima físicamente, siempre es buena idea tener una VPN en el celular para poder conectarse a internet sin censura, sea cual sea la crisis que se afronte.

Seleccionar una bolsa y organizadores

¡Primero, lo primero!

Lo ideal es guardar todos los implementos tecnológicos de emergencia en una bolsa pequeña que sea impermeable (o al menos resistente al agua) y duradera.

Si no encuentra una bolsa impermeable, también puede evaluar si le conviene una bolsa de lona encerada o similar, de las que se suelen vender en las tiendas de artículos deportivos, para poner en ella la bolsa de implementos tecnológicos.

La durabilidad es un elemento importante, porque lo ideal es que el kit pueda resistir un trato brusco. Aquí no es buena idea sacrificar calidad por precio; la idea es que el kit dure la mayor cantidad de tiempo posible.

Elementos fundamentales para el kit de supervivencia

Si bien la idea es que el kit se adapte a sus necesidades específicas, aquí le indicamos cinco elementos que es muy importante incluir en su kit tecnológico de supervivencia.

Dispositivos para guardar datos

  • Discos USB con documentos importantes. Esta unidad flash debe contener versiones digitales de documentos delicados o importantes para demostrar su identidad y qué cosas son propiedad suya. Por seguridad, se recomienda que esta unidad flash esté cifrada antes de usarla. Los documentos importantes a introducir podrían ser: pasaportes, certificados de nacimiento, escrituras, información de seguros, acreditaciones, etc.
  • Unidades flash médicas. Esta unidad flash no debe considerarse un reemplazo para su tarjeta médica de emergencia, sino un complemento para esta. La idea es crear una memoria USB que solamente contiene información médica relevante en caso de que le ocurra un accidente. Esto incluye su nombre, contactos de emergencia, tipo de sangre, condiciones médicas conocidas y el historial clínico.
  • Disco rígido externo. ¡Nunca se sabe cuándo hará falta una unidad para compartir, almacenar o copiar archivos! Las unidades de estado sólido son preferibles a los discos duros externos tradicionales, porque son mucho más rápidas.
  • Sistemas operativos portátiles. Si no cuenta con acceso inmediato a un dispositivo propio ─por ejemplo, si se encuentra en un cibercafé o una biblioteca─, entonces una unidad flash Linux portátil puede ser muy útil para usar una computadora de manera segura mientras viaja.
  • Tarjetas SD, lectores y adaptadores. ¡De nuevo, un usuario preparado vale por dos!

Cargadores y fuentes de energía

  • Bancos de baterías portátiles. Desde ocasiones tan delicadas como una angustiosa espera a que lleguen los servicios de emergencia a un accidente, hasta otras menos intensas, como intentar ver un partido por streaming en un aburridísimo viaje en tren, lo último que uno quiere es quedarse sin batería. Un buen banco de baterías puede durar varios meses sin usarse con una carga completa. Si es posible, utilice una versión a prueba de agua. Pero si no la consigue, simplemente guardarlo en una bolsa de plástico tipo ziplock también funciona. Para una mayor comodidad, se pueden buscar bancos de baterías que permitan hacer carga inalámbrica, y así necesitará menos cables.
  • Cables. Es buena idea tener tanto cables de transferencia de datos como cables de carga USB. Esto es así porque, si bien ambos tipos se pueden usar para cargar dispositivos, algunos no son muy buenos para transferir datos. Además, como consideración adicional de seguridad, se pueden usar cables exclusivamente diseñados para cargar dispositivos si está usando un puerto USB públicamente disponible ─como los de los aeropuertos, estaciones de tren y cafeterías─. Como los dispositivos propios tienen diferentes requisitos y puertos USB, también es buena idea usar multiadaptadores que se puedan usar para cargar sus dispositivos.
  • Adaptadores universales. Invertir en diversos adaptadores eléctricos universales o de viaje es una excelente manera de garantizar que se puedan cargar todos sus dispositivos sin importar dónde se encuentre. Es mejor optar por versiones que funcionen en la mayor cantidad posible de ubicaciones ─en otras palabras, adaptadores con controles deslizantes que permitan modificar los enchufes─. También es buena idea considerar opciones que tengan puertos de carga USB-A y USB-C.
  • Pilas secas. Además de los artículos especializados antes mencionados, vale la pena llevar un conjunto de baterías secas o de botón, por ejemplo AA, AAA, C y D.

Teléfonos y accesorios

  • Teléfono celular extra. Un celular secundario que sea barato puede ser muy útil si usted está en el extranjero pero quiere usar su tarjeta SIM principal con roaming. También puede servir como dispositivo de emergencia si se le daña su teléfono principal.
  • Teléfono satelital. Son perfectos para esas situaciones en las que usted necesita hacer llamadas de emergencia y su celular está fuera de cobertura. Tenga presente que necesitará una suscripción a un servicio real para poder hacer llamadas.
  • Kit de tarjeta SIM prepaga. Una tarjeta SIM de prepago se puede usar en su teléfono secundario. La mayoría de los kits incluyen adaptadores para diversos tipos de SIM (micro, nano y mini SIM) y un eyector de SIM (¡que son valiosísimos!). Si es posible, elija una tarjeta SIM con cupos para llamadas internacionales.
  • Router Wi-Fi portátil. La ventaja de tener un punto Wi-Fi portátil es que no tendrá que preocuparse por agotar la batería de su smartphone mientras hace el “tethering”. Un punto de Wi-Fi portátil de buena calidad puede conectarse hasta a 10-15 dispositivos a la vez.

Herramientas

  • Kits de destornilladores. Ya sea que esté haciéndole “cirugía” a su laptop o simplemente arreglando problemas mecánicos menores que surjan, los kits de destornilladores son un activo clave para tener en su arsenal de supervivencia. Son compactos, pero incluyen tantas herramientas útiles que es casi imposible imaginarse la vida sin uno. Se pueden comprar en la mayoría de las tiendas de computación o en internet. En general, también se pueden llevar en aviones, pero esto puede variar según la aerolínea.
  • Las navajas de bolsillo ─como las navajas suizas u otras multiherramientas─ son perfectas para pelar cables, abrir paquetes y para reparaciones generales. Idealmente, lo mejor es tener una que esté hecha de acero inoxidable o de alto contenido de carbono y con buenas funciones de seguridad, como un buen mecanismo de bloqueo.
  • Linterna. No hay nada peor que trabajar a oscuras. Especialmente cuando se trata de hacer reparaciones tecnológicas. Una buena linterna de minero o similar es la mejor solución para esto. Además, las buenas linternas simplemente nunca están de más. Lo ideal es contar con una que sea compacta, a prueba de agua y que tenga al menos 200 lúmenes.
  • Reloj analógico sumergible. Un reloj analógico sumergible es perfecto para su kit de supervivencia. Además de ser a prueba de agua, no tendrá que cargarlo (a diferencia de lo que ocurre con los relojes digitales o los smartwatch); en algunos casos, la batería de repuesto puede durar años enteros. Y si viene con una brújula integrada, le permitirá orientarse al menos de manera rudimentaria.
ExpressVPN is dedicated to your online security and privacy. Posts from this account will focus on company news or significant privacy and security stories.